cabello

TRATAMIENTOS PARA EL PELO SECO Y SIN VIDA 

El mejor tratamiento para el pelo es sin duda el uso regular de una mascarilla tras el lavado del mismo. No sólo aporta hidratación y un cuidado extra, sino que mejora la suavidad del pelo, elimina los enredos, crea una textura más agradable, y también lo protege frente a posibles elementos dañinos que lo atacan a lo largo del día.

El uso indicado de las mascarillas es de dos a tres veces por semana y, una vez que notamos que nuestro pelo está recuperado, podemos alargar el uso de las
mascarillas para el pelo a una vez por semana. Siempre recordando que dependiendo de la estación en la que estemos necesitaremos cuidados extra o no, por ejemplo, en verano si acudimos a la playa, tomamos el sol o solemos ir mucho a la piscina, el uso de una mascarilla hidratante es un paso obligatorio para mantener un pelo sano.

Otro de los trucos que más auge están teniendo en los últimos años es el champú seco. Este tipo de producto lo podemos encontrar en aerosol o en polvo, siendo el primero más cómodo de aplicar y el más común. El champú seco ayuda a proteger el pelo ya que nos ayuda a posponer el lavado normal, lo que favorece la recuperación natural del pelo y evitamos dañarlo al tener que lavarlo a diario.
 

Lavarse la cabeza a diario termina siendo dañino para el cuero cabelludo, eliminamos la capa de protección natural del pelo y favorecemos a que se seque y se dañen las puntas. Un buen champú seco nos ayudará a tener un aspecto sano y limpio todos los días, cuando no tenemos tiempo de lavarnos la cabeza, tras realizar deporte o simplemente para darle más volumen durante los días más calurosos donde el pelo tiende a quedarse apelmazado. 

También podemos aplicar en el pelo un tratamiento de keratina, que penetra dentro del cabello y lo repara desde el interior. Además, si utilizamos un tratamiento de keratina protegemos al pelo frente a factores ambientales como la contaminación, el sol, el humo y lo mantiene liso y brillante durante meses (normalmente este tratamiento puede durar hasta 4 meses). 

 

¿CÓMO EVITAR LA PÉRDIDA DE PELO? 

La industria farmacéutica destina importantes recursos anualmente a luchar contra la pérdida del cabello. Tanto hombres como mujeres experimentan este tipo de problemas y, al ser en una zona tan expuesta como la cabeza, cuesta más asumir psicológicamente los cambios físicos tan radicales que se producen con la perdida del pelo.

Para combatir y atrasar la pérdida de cabello existen tratamientos como Pilexil, que tiene una amplia gama de productos específicos para situaciones de caída de cabello. Desde ampollas, champú anticaída o cápsulas, Pilexil ofrece
tratamientos para la caída del pelo con componentes que nutren el cabello desde el interior, fortaleciendo la raíz y evitando el debilitamiento del cuero cabelludo. Un buen champú anticaspa también puede ayudar a prevenir que se dañe el cuero cabelludo.

Además de los componentes genéticos de cada persona, que juegan un papel fundamental a la hora de la caída del cabello, una mala alimentación o el estrés favorece este proceso y lo acelera de forma sensible. Por lo tanto, realizar una alimentación saludable y equilibrada, cuidar el pelo con un champú suave y mascarillas, y utilizando tratamientos anti-caída conseguiremos mejorar el aspecto del mismo y evitar tratamientos invasivos como una intervención quirúrgica para recuperar el pelo perdido. Un champú natural o un champú neutro respetarán nuestro cuero cabelludo al máximo.

 
Por último, si solemos aplicar tintes rubios en el pelo tenemos que ser conscientes de que el pelo rubio parece menos denso que el oscuro, por lo que si tenemos problemas de caída de cabello no es la mejor solución para disimular la perdida de densidad capilar.